Vermú – Vermú

Vermú Vermú

Puede que Vermú lance su EP debut homónimo, pero sus miembros llevan en activo desde antes de 2015 -año en que formaron el grupo-. En consonancia con su nombre, apuesta por fusionar el indie actual con la música tradicional española. Flor y Nata Records ha creído en ellos y edita estas cinco canciones.

Ya habíamos podido escuchar los adelantos Tren al fondo del pantano y Los páramos cerrados. En efecto, el disco nos presenta un proyecto de rock con visos de indie al uso… con arreglos instrumentales inusuales. Castañuelas, panderetas o acordeones ponen el acento castizo.

La experimentación suena bien, nada añeja y sí vintage por momentos -sutiles diferencias-. El vocalista interpreta desde un tono grave y algo afectado, en especial en las pistas más lentas, como Clases de teatro. No lo hace mal, si bien aporta poco al micrófono en lo relativo a sentimiento o novedad.

Tres cuartos de lo mismo vale para el resto de la formación. El rock de Vermú no tiene mácula en lo técnico; le falta esa chispa que prenda la mecha, nos agarre por las solapas y nos vapulee por los aires. Las ideas contenidas en el EP no resultan genuinas sino recicladas con buena mano.

Los posos diferenciales de la banda quedan en el lado menos pesado de la balanza, siendo el rock de ascendencia indie lo primordial. Se aproxima en algunos momentos al rock de autor, con primacía de la lírica. Los adelantos mencionados suponen las pistas más propias, con más cuerpo; habíamos degustado lo más dulce del pastel y el resto nos sabe a menos.

El disco físico de Vermú nos llega en un digipack fino pero de colores vivos y satinados. Una pestaña en el lateral interior derecho sujeta el redondo, mientras a la izquierda leemos -sobre fondo montañoso a color- los créditos técnicos y unos breves agradecimientos. En definitiva una edición apropiada para un EP.

El debut de los de Albacete contiene pasajes interesantes. La solidez se ve derramada por un paroxismo inadecuado, algo preocupante en una corta duración. Como primer disparo resulta aceptable, no disgusta ni pierde nuestra atención con facilidad. Nos jugamos un doblón de oro por ellos con la advertencia de que en el futuro han de añadir fuerza a su apuesta para triunfar en el empeño musical.

Seis Interesante

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s